Skip to main content

IPC 2019: RESUMEN GLOBAL

El Índice de Percepción de la Corrupción 2019 (IPC) revela que una importante cantidad de países han hecho poco o ningún progreso contra la corrupción. Nuestro análisis sugiere que, para frenar la corrupción, es esencial reducir la influencia de los grandes capitales en la política y promover la inclusión en los procesos de toma de decisiones.

Externally hosted content may include ads. These aren't endorsed by or reflect Transparency International's views.

El índice califica a 180 países y territorios en función de los niveles percibidos de corrupción en el sector público, de acuerdo con las opiniones de expertos y empresarios. Se utiliza una escala del 0 al 100, donde 0 significa corrupción elevada y 100 significa sin corrupción. En el IPC de este año, más de dos tercios de los países tienen una puntuación menor a 50, y el promedio es de sólo 43 puntos. Tal como ocurría en años anteriores, los datos demuestran que, pese a algunos avances, la mayoría de los países todavía son incapaces de reducir la corrupción de forma efectiva en el sector público.

RESULTADOS

Los países con las puntuaciones más altas son Nueva Zelanda y Dinamarca, con 87 puntos cada uno, seguidos por Finlandia (86), Singapur (85), Suecia (85) y Suiza (85). Los países en las calificaciones más bajas son Somalia, Sudán del Sur y Siria, con puntuaciones de 9, 12 y 13, respectivamente. A estos países los siguen muy de cerca Yemen (15), Venezuela (16), Sudán (16), Guinea Ecuatorial (16) y Afganistán (16).

En los últimos 8 años, solo 22 países mejoraron significativamente sus puntuaciones en el IPC, entre ellos Grecia, Guyana y Estonia. En este mismo periodo, se redujeron significativamente las puntuaciones en 21 países, entre ellos Canadá, Australia y Nicaragua. En el resto de los 137 países, los niveles percibidos de corrupción mostraron poco o ningún cambio.

RESULTADOS POR REGIÓN

Este año, Europa Occidental y la Unión Europea es la región con la puntuación más alta, con una media de 66/100. Por su parte, África Subsahariana es la región con la puntuación más baja, con una media de 32 puntos. Ambas regiones mantuvieron las mismas calificaciones del año pasado.​

INTEGRIDAD POLÍTICA

Este año, nuestra investigación destaca la relación que existe entre política, dinero y corrupción. Es fundamental que los grandes capitales se mantengan alejados de la política, para así garantizar que los procesos de toma de decisiones sirvan al interés público y reduzcan las oportunidades para hacer negocios corruptos.

Los países que tienen buen desempeño en el IPC cumplen firmemente con las regulaciones de la financiación de campañas.

Los países que tienen buen desempeño en el IPC también realizan consultas amplias en los procesos de toma de decisiones. Más aquí.

PAÍSES A LOS QUE SE DEBE PRESTAR ATENCIÓN

Con una puntuación de 77, Canadá bajó 4 puntos desde el año pasado y 7 puntos desde 2012. El bajo cumplimiento de las leyes anticorrupción se hace evidente en el más reciente caso contra SNC-Lavalin, la empresa constructora canadiense, que presuntamente pagó 48 millones de dólares en sobornos a funcionarios Libios. Más aquí.

Después de cuatro décadas de dictadura militar, Angola (26) subió 7 puntos en el IPC de este año. Si bien el país recuperó 5 mil millones de dólares de activos robados, se deben desarrollar más acciones para fortalecer la integridad política y promover la transparencia en las cuentas de los ingresos derivados del petróleo. Más aquí.

Con una puntuación de 53, Arabia Saudí subió 4 puntos en relación con el IPC del año pasado. De todos modos, esta calificación no refleja las violaciones a los derechos humanos y las severas restricciones a los periodistas, los activistas políticos y otros ciudadanos. Al asumir la presidencia del G20 este año, Arabia Saudí debe desestimar las medidas que atentan contra las libertades civiles. Más Aquí.

NADIE ES PERFECTO

Si bien el IPC indica que países como Dinamarca y Suiza tienen las mejores puntuaciones y están entre los menos corruptos del mundo, la corrupción existe, especialmente en casos de lavado de dinero y otras formas de corrupción en el sector privado. Más aquí.

RECOMMANDATIONS

Pour mettre fin à la corruption et rétablir la confiance dans la politique, il est impératif d’empêcher les occasions de corruption politique et de promouvoir l’intégrité des systèmes politiques. Transparency International recommande :
gérer les conflits d’intérêts

  • Contrôler le financement politique
  • Renforcer l’intégrité électorale
  • Réglementer les activités de lobbying
  • Lutter contre les traitements préférentiels
  • Donner le pouvoir aux citoyens
  • Renforcer les freins et les contrepoids

L’intégralité de nos recommandations se trouve dans notre rapport.

Image: Shutterstock / Lucy Brown

For any press enquiries please contact press@transparency.org

CPI

For any press inquiries please contact press@transparency.org